Doctores y veterinarios

Un Doctor acababa de tener una larga sesión de sexo con uno de sus pacientes.
Mientras descansaba comenzó a sentirse un poco culpable, pues pensaba que lo que hacía no era ético...

En eso un pequeño demonio apareció sobre uno de sus hombros y le dijo:
- "Tranquilo, muchos doctores tienen sexo con sus pacientes; ya ves, tú no eres ni el primero ni el último."
Esto hizo sentir al doctor un poco mejor, hasta que otro demonio apareció en su hombro y dijo:
- "Sí, idiota, pero los otros doctores no son veterinarios."

Compartir este  Chiste con tus amigos

29 de Abril, 2008
10869 visitas
doctores, médicos, veterinarios, animales

Comentarios

Valoración

7 / 10
2 voto/s
Valorar