Ferrari

Va un Ferrari a 250 Km/h por una carretera comarcal y, lógicamente, se pega un gran trompazo; el coche destrozado, el hombre aprisionado entre los hierros y con gravísimas heridas... y llega la ambulancia.
Tras largo rato, montan al hombre (inconsciente) en la ambulancia y se lo llevan a toda velocidad, en la ambulancia el hombre empieza a recobrar el sentido:
- ¡Mi Ferrari! ¡Mi Ferrari! ¿Qué le ha pasado a mi Ferrari?
El enfermero, ya harto le dice:
- ¡Pare ya con el Ferrari! Ha tenido un accidente gravísimo, ha perdido el brazo izquierdo... y ¡sólo se preocupa del coche!
- ¿El brazo izquierdo? ¡Mi Rolex!

Compartir este  Chiste con tus amigos

12 de Noviembre, 2007
1467 visitas
ferrari, coche, accidente, rolex

Comentarios

Valoración

7.50 / 10
2 voto/s
Valorar