Le picó una avispa?

Un niño travieso ve pasar a una señora con la barriga hinchada, y al preguntarle qué le pasó esta le dice:

-Nada niño, que me picó una avispa.

Un rato después ve pasar a una joven monja con el vientre hinchado y redondo, y le dice:

-¿A usted también le picó una avispa?

-No hijo, a mí me picó el Obispo.

Compartir este  Chiste con tus amigos

18 de Noviembre, 2011
63836 visitas
chistes, monjas, niño, travieso, barriga, hinchada, pico, avispa, obispo

Comentarios

Valoración

8.68 / 10
17 voto/s
Valorar